4 enseñanzas de «el principito» para mejorar tu vida

El Principito Desea Felicidad

 

¡Bienvenida Amiga, Bienvenido Amigo Online a este tu blog!

 

¿Sabes que simplemente con cambiar algunos de tus hábitos puedes mejorar tu vida?

 

El Principito Desea Felicidad

Imagen de Google

 

Todo lo que haces a lo largo de tu desarrollo y evolución personal debería ir orientado a darle sentido a tu vida, tu forma de pensar, de actuar, transmitir tus conocimientos, ideas, experiencias, habilidades, etc.

 

Dar sentido a la vida, puede suponer diferentes cosas para cada persona, sin embargo hay valores que son tan universales, tan actuales y son tan obvios  que no pueden estar ausentes en tu proyecto vital.

 

La arrogancia de creer que lo sabemos todo nos impide seguir creciendo y evolucionando. No pretendo jugar con las palabras, pero ahora sé que no sé nada. Me he convertido en un eterno aprendiz. No hay mejor escuela que la propia vida. Y no hay mayor oficio que el de aprender a vivir

 

Este párrafo está extraído de un libro llamado El Principito se pone la corbata de Borja Vilaseca, periodista, escritor y fundador de La Akademia, (proyecto educativo que desarrolla el potencial de los jóvenes, de forma completamente gratuita, promueve la educación emocional entre jóvenes de 18 y 23 años. Su finalidad es acompañar a chavales sensibles y curiosos para que aprendan a ser felices y descubran quiénes verdaderamente son, encontrando el sentido que quieren darle a sus vidas.)

 

El libro es una fábula para redescubrir lo que de verdad importa, el protagonista es un personaje, optimista y entusiasta, basado en «El Principito» de Antoine de Saint-Exupéry (del que te hablaré en este post), enseña a apreciar el profundo cambio que pueden experimentar los seres humanos cuando toman consciencia de su verdadero potencial, poniéndolo al servicio de una función profesional útil, creativa y con sentido.

 

El astrofísico, escritor y divulgador científico estadounidense Carl Sagan aseguró en una ocasión que

 

damos sentido a nuestro mundo por la valentía de las preguntas que nos hacemos y la profundidad de nuestras respuestas

 

y, por eso, aunque no podamos dar contestación a las grandes cuestiones de la vida ¿Quién podría?, sí puedes plantearte a ti mismo cuestiones que te ayuden a ser más Feliz y a sentirte más realizada, realizado en tu día a día.

 

Multitud de psicólogos, terapeutas y sociólogos han elaborado listas sobre las preguntas que pueden hacernos descubrir cosas de nosotros mismos que no conocíamos previamente.

 

En este post vas a ver como a través de “El Principito” y las enseñanzas que de él se desprenden podrás mejorar tu vida, y conocerte un poco mejor

 

La idea del autor no era hacer un cuento infantil sino una reflexión personal para que el hombre se encontrara a sí mismo y encontrara sus valores, y nunca perdiera el espíritu de niño que hay en su interior.

 

«El Principito» está considerada una obra maestra, siendo capaz de sorprender y de captar la atención de cualquier persona, desde niños hasta adultos.

 

Su protagonista, “El Principito” nos enseña  el sentido de la acción, el valor de la amistad, el heroísmo como meta, la Felicidad como el cumplimiento del deber y la responsabilidad como motor de una vida idealizada que parece encontrar su raíz y su meta en el mundo de la infancia, el añorado “planeta” del que todos los hombres han sido exiliados y sólo pueden regresar por medio de la fabulación.

 

Es la obra más famosa del escritor y aviador Francés Antoine de Saint-Exupéry, su belleza radica en las profundas enseñanzas, que quedan plasmadas con un lenguaje sencillo. En él se tratan temas tan profundos como el sentido de la vida, el amor, la amistad, la soledad y la pérdida. Todo ello cargado de sensibilidad y ternura.

 

La historia tiene una temática filosófica, donde se incluyen críticas sociales dirigidas a la «extrañeza» con la que los adultos ven las cosas. Estas críticas a las cosas «importantes» y al mundo de los adultos van apareciendo en el libro a lo largo de la narración.

 

los mayores han sido niños

Imagen de Google

 

Las aventuras de “El Principito”  un ser peculiar que, en sus andanzas por la tierra y otros planetas, se cruza con otras no menos extrañas criaturas que, como otros tantos seres de ficción, pueden representar roles sociales, los cuales al igual que en nuestras vidas pueden influir en la probabilidad de alejarnos de la Felicidad e incrementar nuestra soledadAquí podrás  ver cuáles son los factores  que inciden directamente en tus niveles de Felicidad

 

En  “El Principito” se habla de la amistad, el amor, la inocencia, la ternura, la sinceridad… Y también de saber discriminar y rechazar todo aquello que se opone al crecimiento armonioso de la personalidad y por extensión, del propio desarrollo del ser; como la avaricia, la codicia, el autoritarismo, egoísmo, etc.

 

Vamos a ver los valores que muestran algunos de los  personajes de «El Principito»

 

  • El Principito

 

Personaje principal del libro, toda la historia está basada en él.

 

Es un niño que viaja de planeta en planeta haciendo preguntas que se dan por hechas, y que no interesan a nadie. Vive en un pequeño planeta que podríamos identificar no como un planeta, sino como su propia vida, así el resto de planetas que visita son en realidad las vidas de otras personas que conoce.

 

El hecho de que su planeta sea tan pequeño viene a decirnos que tiene mucho por vivir y aprender.

 

  • La Rosa

 

Nos muestra el orgullo y la vanidad, que muchas veces poseemos. Se trata del ego, personaje que nos pone de manifiesto el amor del principito. La Rosa no es una flor cualquiera, es su amor.

 

Es espléndida, es magnífica entre otras muchas, y es única en su «planeta». Ha habido otras, pero ésta es la que ha «florecido» y perdura, es la metáfora de la mujer que ama, que se ha quedado para siempre en su corazón.

 

Bonita, huele bien, perfecta y, al mismo tiempo, llena de imperfecciones. Es frágil, hay que cuidarla, mimarla, estar siempre atento; además es orgullosa, vanidosa, egoísta y mentirosa. Aun así es su flor, única entre otras.

 

Pone de manifiesto la inocencia del principito, y su inexperiencia.

 

  • El Rey

 

Quien cree gobernar las estrellas porque les ordena hacer cosas que obviamente aún harían de cualquier manera. Representa la ambición de poder.

 

Es un sinónimo de autoridad, en su encuentro pone de manifiesto que nadie tiene autoridad sobre otro, aunque sea «rey». Sus órdenes atienden a cosas que se harán de cualquier modo, por ello el humor es una mejor reacción que el desagrado ante sus actitudes prepotentes.

 

  • El Vanidoso

 

Quien desea que todos lo reconozcan como un hombre digno de admirarse. Representa la vanidad y el egoísmo del hombre.

 

Encarna, la vanidad ese defecto que todos tenemos, pero asimismo el egoísmo y el deseo de reconocimiento y admiración social. Gracias a él recordamos que la apariencia no es lo más importante ni sirve de mucho si estamos solos.

 

  • El Borracho

 

Es sencillo ver en él la falta de fuerza de voluntad y lo alejado que está de hacer nada para superarse y mejorar; después de todo, bebe para olvidar que tiene vergüenza de beber.

 

Representa la falta de fuerza de voluntad humana. Su aspecto da cuenta de cómo un problema puede llevar a un callejón sin salida si no se hace lo debido para superarlo.

 

  • El Hombre de Negocios

 

Quien se encuentra siempre ocupado contando las estrellas que piensa poseer, aunque desconozca sus nombres, planea utilizarlas para comprar más estrellas.

 

Representa la avaricia y la ambición económica. No tiene tiempo para sí mismo ni para nadie, es un esclavo del trabajo que lo enriquece, pero no disfruta de las cosas ni es libre del todo nunca.

 

  • El Farolero

 

Hace mucho tiempo le fue encargada la tarea de encender el farol de noche y apagarlo de día.

 

Por aquel entonces, el asteroide rotaba a una velocidad razonable y tenía tiempo para descansar. Con el tiempo, la rotación se aceleró y, negándose a abandonar su trabajo, el farolero enciende y apaga el farol una vez por minuto, no pudiendo descansar nunca.

 

Representa la lealtad y la responsabilidad.  Se gana el respeto y la amistad del Principito, a pesar de que su situación “de compromiso y lealtad” es absurda porque enciende y apaga el farol cada minuto, que es lo que dura un día en su planeta. Representa a los trabajadores que incansablemente se dedican a servir.

 

Enseña que hacer lo que uno debe puede eliminar la posibilidad de hacer lo que uno quiere de verdad.

 

Junto al aviador, es el único personaje de carácter abiertamente positivo que conoce el Principito en su viaje.        

                                                                     

  • El Geógrafo

 

Si bien es sabio, inteligente y estudioso, pasa todo el tiempo en su escritorio, elaborando mapas, sin salir a explorar por sí mismo.

 

Representa la pasión laboral. Se interesa por las cosas eternas e invariables pero no en la naturaleza efímera. Se dedica a ganar conocimiento pero no experimenta nada por sí mismo; con todo, este personaje inculca en el Principito la idea de la finitud de las cosas.

 

¿Con que personaje te sientes más identificada o identificado?

 

Hay muchos más personajes que acompañan al Principito en este Fascinante Viaje que hace de planeta en planeta, estos son  solo una pequeña pincelada para que veas que es un libro del que puedes aprender mucho sobre el comportamiento humano entre muchas otras cosas.

 

Tanto si lo has leído, como si no, te animo a que lo hagas y te dejes cautivar  por su maravillosa lectura, es uno de esos libros que hay que releer cada cierto tiempo, y del que siempre sacas una nueva enseñanza.

 

Aquí van las 4 Enseñanzas de “El Principito” para mejorar  tu vida

 

Para poder llevar a cabo estas 4 enseñanzas tendrás que estar dispuesta o dispuesto a verlas con una mente abierta, limpia, sin prejuicios y limitaciones de ningún tipo. Dejando de exigir y empezando a dar.  Sin duda alguna, esta será tu mayor victoria. Como decía el poeta y filósofo hindú Rabindranath Tagore,

 

quien no vive para servir no sirve para vivir

 

1. Lo esencial es invisible para los ojos

 

Confía en lo que no puedes ver y empezarás a sentirlo, comprométete con eso que sientas y conseguirás verlo de verdad. Sé plenamente consciente de lo que no has sido y de lo que podrías llegar a ser, de lo que no has hecho y de lo que podrías llegar a hacer.

 

Esta enseñanza, te recuerda que eres mucho más que este mundo de apariencias. Porque las cosas importantes son las que no se pueden ver, son las que se sienten; como el amor, la bondad, la generosidad y la amistad.

 

En un mundo como en el que vivimos tiene aún más sentido, ya que nos encontramos superficialmente unidos al materialismo, la competitividad y las apariencias.

 

2. Conócete a ti mismo y podrás comprender mejor a los demás                    

 

En el momento que tomas consciencia de quien eres y te comprometes en ser mejor persona cada día, es cuando realmente estás preparada, preparado para ayudar.

 

Aunque pueda parecer lo mismo; hay una enorme diferencia entre existir y estar vivo

 

Te pasas  demasiado tiempo intentando amoldarte a lo que la sociedad espera de ti. Y de tanto llevar una máscara puesta, terminas por olvidarte de quién eras antes de ponértela.

 

Cultiva tu propia autoestima e iras redescubriéndote y sabrás quién eres. Empezarás  a comprender qué significa eso de ser uno mismo. Y ya no te importará lo que piense la gente de ti. Te irás liberando de la obsesión por gustar a los demás, de la necesidad de su aprobación. Ahora tan solo tendrás que rendirle cuentas a tu conciencia.

 

Ser un Sabio El Principito

Imagen de Google

 

3. Mantén la ilusión y la inocencia a pesar de las malas experiencias

 

Es inevitable que sientas dolor y que pases por la angustia de situaciones difíciles. Forma parte de tu crecimiento, al igual que mantener la ilusión de cada día para poder seguir dándole un sentido a todo lo que te ocurre. Y ese sentido se te escapa de la razón, ya que está impregnado de tus sentimientos.

 

Algunos ejemplos de que mantener la ilusión no está reñida con la edad fueron Miguel Ángel, que dio luz a sus mejores obras de los 60 a los 89 años, hasta su último día de vida. Goethe terminó su obra maestra Fausto a los 82 años. El escritor José Saramago, con más de 87 años mantenía una envidiable actividad literaria.

 

El Doctor, escritor y uno de los poetas estadounidenses más reconocidos del siglo XIX Oliver Wendell Holmes  decía que

 

Los seres humanos no dejan de jugar porque envejecen; envejecen porque dejan de jugar

 

La mayoría de especialistas coinciden en que el juego es el protector número uno de las facultades mentales. La terapeuta Amber Hensley aconseja incorporar a nuestra rutina diaria alguna de estas actividades para mantener estimulada nuestra red neuronal:

 

  • Juegos de mesa como el ajedrez, las damas, el dominó o las cartas, incluyendo los solitarios.
  • Puzzles, mecanos y otros juegos de construcción.
  • Crucigramas, sudokus o cualquier pasatiempo.

 

Si te aburres con esta clase de pasatiempos, te entiendo perfectamente ya que a mí me pasa, aprender un idioma es una excelente manera de mantener estimulado tu cerebro, ya que implica ejercitar la memoria, entender nuevas estructuras y sintetizar reglas gramaticales.

 

Dos actividades como leer y escribir también resultan una gimnasia mental de primer orden, al igual que aprender a tocar algún instrumento musical.

Una actitud optimista será el complemento imprescindible para que tu cerebro sea un generador de creatividad en lugar de un pozo de lamentos.

Alimentar la curiosidad y celebrar cada día que pasas en el mundo es todo lo que hace falta para ver el lado soleado de la vida.

 

Como dice  un proverbio irlandés;

 

nunca lamentes que te estás haciendo viejo, porque a muchos les ha sido negado este privilegio

 

Si pierdes la frescura que te da la inocencia: el observar, explorar y experimentar lo nuevo que nos ofrece cada día. Te quedas sin experimentar lo extraordinario que hay en todo lo que te sucede.

 

4. Atrévete a conocer en esencia a las personas

 

Nos fijamos mucho en las apariencias de lo que tenemos y muy poco en lo que somos. Aventurarse a conocer a alguien en profundidad es la forma de encontrar su verdadera esencia, su belleza más real.

 

La Esencia es ese aspecto de nuestro ser que transciende nuestra personalidad; nuestra naturaleza innata. Es nuestro verdadero rostro, nuestro YO real.

 

Podríamos decir  que desde nuestra esencia somos libres, actuando espontáneamente sin dobleces y sin juicios hacia los demás. Algo que si consigues,  cambiará tu forma de percibir las situaciones que hasta ahora no entendías y con las que te perturbabas constantemente.

 

En futuros post te hablaré del «Eneagrama de la Personalidad«, es una herramienta que distingue entre aquellos aspectos que corresponden a la Esencia y aquellos relativos a la Personalidad.

 

Volviendo a la enseñanza 4, solo podemos llegar al amor si generamos la posibilidad de conocer y comprender a los demás, atreverte a conocer en esencia a las personas es fundamental para ello.

 

Pensamientos de El Principito

Imagen de Google

 

La inocente historia de “El Principito” te muestra un mundo paralelo a tu realidad, que tiene que ver con la verdadera esencia de todos nosotros, en una reflexión profunda hacia la condición de la naturaleza humana.

 

Sus enseñanzas te hacen cuestionarte cómo estás viviendo, para que tomes conciencia de cómo puedes aprender a ser mejor persona, y dar sentido a tu vida.

 

La única forma de mantenerse joven mentalmente es no dejar nunca de jugar. Independientemente de la edad, debes seguir siendo un niño

 

Cuando observamos a grandes artistas como Matisse, Picasso o Miró, entendemos que en esencia continuaron haciendo lo mismo que en su infancia: jugar, divertirse, ponerse nuevos retos.

 

Mantener la ilusión cada día y no renunciar a los valores de la infancia es el elixir de la juventud. También para el cerebro, pues en cuanto empiezas a pensar como un adulto ya has perdido la batalla.

 

Por eso es bueno que estés cerca de niños y les veas jugar e imaginar. Los niños son nuestros mejores maestros.

 

Y para refrescarte la memoria de que tienes que seguir siendo un niño, tenemos la suerte de poder ver la nueva adaptación del libro de Antoine de Saint-Exupéry “Le Petit Prince” “El Principito”, en la nueva película  de animación dirigida por Mark Osborne.

 

En la que nos habla sobre la amistad entre una Niña a la que su exigente madre está preparando para vivir en el mundo de los adultos y su vecino, un anciano Aviador, bondadoso y excéntrico que revela a su nueva amiga un mundo extraordinario donde todo es posible.

 

Un mundo que él conoció hace mucho tiempo gracias a «El Principito». Ahí es donde empieza el viaje mágico y emocional de la Niña al universo de «El Principito» que le lleva a reencontrarse con su infancia y… Si quieres saber como sigue, tendrás que ir a verla, o dejar volar tu imaginación 😉 .

 

Wanda Visión nos da la oportunidad de poder disfrutar de esta preciosa canción “Sígueme”, B.S.O. de «El Principito», interpretada por Roko, una de las voces más dulces que conozco, en el vídeo podrás ver imágenes de la nueva película de «El Principito», espero que te guste…

 

 

Las enseñanzas de «El Principito», tratan de hacerte ver que nunca debes dejar de ser un niño, mantenerte ilusionada o ilusionado con las cosas que te pasan, y/o pueden llegar a pasarte es lo que hará que tu vida sea mucho más plena y Feliz.

 

No dejes que el adulto que llevas dentro haga desaparecer al niño que te dará momentos de Felicidad sin pedir nada a cambio.

 

Espero que este post te haya gustado, y te haya  orientado para darle un poquito más de sentido a tu vida, y por supuesto que te animo a  que pongas en práctica estas 4 enseñanzas que «El Principito» te propone, ¿Por cuál vas a comenzar?

 

1.- Lo esencial es invisible para los ojos.

2.- Conócete a ti mismo y podrás comprender mejor a los demás.

3.- Mantén la ilusión y la inocencia a pesar de las malas experiencias.

4.- Atrévete a conocer en esencia a las personas.

 

Me encantará saber si poniendo estas 4 enseñanzas en práctica, tu vida va mejorando, así que te animo a dejarme un comentario. Si te apetece compartirlo,  te lo agradeceré y mejorarás mi vida haciéndome un poquito más Feliz 🙂 .

 

¡Bienvenida Amiga, Bienvenido Amigo Online a este tu blog!

Mariví

¡Compártelo para Crear un Mundo Más Feliz, Mil Gracias! 🙂 Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Mariví Porras

Mariví Porras

Por encima de todo soy una buscadora innata de la Felicidad, tanto que lo he convertido en mi propósito de vida creando Tu Amiga Online, para ayudarte, y enseñarte a Crear la Vida que Deseas Vivir, a fortalecer tu autoestima siendo tu mejor amiga, tu mejor amigo, esa es la mejor manera que conozco para que seas feliz, que tengas una vida llena de ilusión, pasión y motivación.

Si te animas a embarcarte en este fascinante Viaje a tu felicidad, te acompañaré y guiaré hacia el destino final que nos llevará a Crear esa Vida que Deseas Vivir.

Eso es lo que nos llevará a ¡Crear Un Mundo Más Feliz Juntos!

2 comentarios en “4 enseñanzas de «el principito» para mejorar tu vida”

  1. Felicidades Marivi por la explicacion y el resumen del libro.
    Para mi es un libro muy importante por como narra la historia a traves de unas metaforas preciosas: el apego, la amistad, el amor.
    Pude ver la adaptacion tambien del aviador y la niña.
    Muy reveladora.
    Por ultimo, estoy de acuerdo contigo que no debemos olvidar a nuestro niño interior porque nos hace disfrutar de los pequeños momentos de la vida y los convierte en los momentos maaas grandes y maravillosos.
    Un abrazo
    Virginia

    Responder
    • ¡¡Muchísimas Gracias Virginia, me alegra mucho que te haya gustado 🙂 !!

    • El Principito es un libro del que siempre se aprende algo nuevo, y aunque a priori parece que está escrito para niños, esa no era la intención de Antoine de Saint-Exupéry (su autor), como muy bien dices a través de sus metáforas podemos encontrar y reencontrarnos con valores muy importantes para nosotros.

    • La adaptación del aviador y la niña es una preciosidad, y como comentas muy reveladora, su banda sonora es maravillosa.

    • Siempre tenemos que seguir sacando al niño interior que todos llevamos dentro, así disfrutaremos de los pequeños/grandes momentos que la vida nos regala desde esa inocencia que nunca debemos perder, es desde ahí desde donde todos los momentos vividos serán maravillosos 🙂 .

    • ¡Un Fuerte Abrazo, y muchas gracias por pasarte a comentar!

    • Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *. Todos los comentarios son moderados por mí.

Responsable » Mariví Porras
Finalidad » gestionar los comentarios que realizas en este blog.
Legitimación » tu consentimiento.
Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa (proveedor de hosting de Tu Amiga Online) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Webempresa.(https://www.webempresa.com/aviso-legal.html).
Derechos » podrás ejercer tus derechos de acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos enviándome un email a marivi@tuamigaonline.com.